Hace tres años nació TU ESPACIO, el periódico académico-experimental de la Escuela de Ciencias de la Comunicación de la Matías Delgado. Nació al igual que todos los proyectos, precedido de buenas ideas, buenas intenciones, buenos deseos, no podía ser de otra forma.

Es el primer proyecto editorial digital de la Escuela de Ciencias de la Comunicación que busca interpretar la realidad, desde la comunicación. Foto de Iris Menjívar Hércules

Por Ricardo Chacón Andrade, director de la Escuela de Ciencias de la Comunicación

Tres ideas movieron el nacimiento de esta publicación digital, a saber: uno, extender la labor de la comunicación que hace la Escuela en el mundo digital; dos, incursionar en lo nuevo y publicarlo; y tres, generar ideas y exponerlas a diestra y siniestra, sin tapujos ni mordazas. 

Luego de varios intentos, algunos muy buenos, tan buenos que no pudieron despegar nace esta iniciativa, donde se busca, en primer lugar, que Comunicaciones de la Matías, continúe trabajando duro por hacer las cosas bien, hacer de la comunicación no solo una disciplina por conocer y enseñar, sino un instrumento para mejor entender el hombre y su sociedad; la comunicación ha dejado de ser únicamente un cuestión “instrumental” y se convierte en una dinámica mucho más amplia, estratégica, que busca integrase e integrar procesos integrales que incluyen otros saberes y disciplinas del conocimiento moderno….ahora la comunicación, y lo hemos visto en esto de la pandemia del coronavirus, deja de ser únicamente un instrumento para enviar mensajes y se ha convertido en el medio de relación desde el confinamiento de nuestras casas. Y que mejor oportunidad que estas ideas ponerlas en “negro y blanco” en  TU ESPACIO.

La comunicación en la actualidad, al igual que todas las disciplinas, está cambiando aceleradamente, entre otras cuestiones porque la ciencia y la tecnología avanza no solo a pasos agigantados sino que llega a al vida cotidiana en menos de un santiamén; y que decir con la inefable coronavirus que ha venido a trastocar en pocos meses la vida moderna de todas las sociedades, sean estas ricas o pobres, desarrolladas o subdesarrolladas, del norte o del sur, del occidente o del oriente. La pandemia ha sido abordada en TU ESPACIO como también los cambios de la comunicación y su abordaje.

Y así ha sido, tres años donde estudiantes, profesores, especialistas y en alguna ocasión exponentes internacionales que se han retomado, han plasmado sus producciones en los diversos campos de la comunicación, teóricos o prácticos, académicos o de divulgación, foto, radio, multiplataforma, redes, mercadeo, sociología, literatura, psicología, emprendimientos…en fin, los diversos puntos de vista sobre la comunicación.

Temas que podrían haber sido tabú, escandalosos, irreverentes han pasado por TU ESPACIO. A lo mejor hubiésemos querido ser más agresivos y aventados en este tema, pero algo hemos hecho….al igual romper con aquello de las “exclusividades” o los “orgullos municipales” propios de una mentalidad corta, cortoplacista y estéril.

Probablemente esta sea una de las áreas que más debemos “bregar y navegar” con mayor intensidad….y es que sociedades mentalmente tribales necesitan del acicate de la academia no para que aplauda o rechace lo que se hace en la vida cotidiana, sino para que permita “conocer y apreciar” otras cosas, otros puntos de vista, otras dinámicas que no tienen nada ver con la “condición humana” propia de hombres y mujeres que su horizonte finaliza en la punta de su nariz y que su motivación se agota en un ego que se cree que es enorme pero que en realidad no es ni tiene trascendencia alguna.

Al igual que toda gran obra, TU ESPACIO también tiene hombres y mujeres que a diario se enfrentar a la tarea de hacer realidad las ideas; hay un equipo que está bregando en esta tarea, y como todo, también hay personas, de carne y hueso, que echan el hombro con decisión para que la publicación continúe creciendo. Kevin, Kevin, a secas tiene responsabilidad en gran parte en esta tarea…que como hemos dicho en otras ocasiones, y en otras publicaciones, el primer, segundo, tercer número es importante, pero lo es más importante el número 30, 31, 32, no solo hay continuidad y crecimiento, como dicen los ignacianos, hay un proceso “de bien, en mejor subiendo”.

No quiero cerrar, sin plantear al menos tres desafíos de TU ESPACIO para el futuro inmediato: uno, ser cada vez más relevante no solo para nuestros estudiantes, nuestros profesores, sino para la comunidad nacional reconozca, no nuestra labor, sino las nuevas perspectivas, enfoques, dinámicas de la comunicación entendida ahora como estrategia que junto a otros saberes intenta entender de mejor manera la sociedad de hoy, así como contribuir decididamente a transformarla para superar los problemas propios de la pobreza y la marginación, en el marco de los avances propios de la ciencia y la tecnología. Además, contribuir a que nuestra condición de ser humano, pensante y solidario, no quede relegado en un mundo de la virtualidad y el teletrabajo.

Dos, un espacio de debate, de debate serio y a fondo, que permita a los diferentes actores, sobre todo de la Academia, exponer, develar, criticar, proponer, exponer lo que cotidianamente se hace en la sociedad actual. Nuestro El Salvador está contaminado y corrompido, con un velo obscuro que no nos permite ver más allá de nuestras narices, donde los intereses mezquinos y de poca monta, propio de una sociedad municipal que sus fronteras terminan a la vuelta de la esquina, requieren de un pensamiento freso, audaz, agresivo, desafiante, de grandes retos, que nos permita superar las frontera de la comarca física y mental en la que estamos inmersos.

Y tres, ofrecer el ámbito que a través de estos años se ha ganado TU ESPACIO para el debate, la discusión seria y propositiva. No para exaltar o denigrar a nadie, esto lo tenemos a diario en nuestra vida cotidiana, sino para entender desde los números, las estadísticas y el big data los procesos sociales cotidianos….desde las ciencias sociales el comportamiento del hombre, del hombre en la sociedad del conocimiento y el mundo postindustria, desde las ciencias naturales para entender y comprender de mejor manera el universo micro y macro en el cual sobrevivimos, desde la ciencia médica las debilidades de nuestro organismo que intenta sobreponerse en un ámbito de mayor salud e higiene.

En fin, dejar de lado a los “todólogos”, a los “especialistas de pacotilla” a los “opinadores” en los diferentes medios de comunicación, a los “ideologizados” de tercera,  y dar paso al debate serio, profundo, novedoso. TU ESPACIO quiere abrir sus puertas a este dinámica. 


¡Tu futuro no se detiene! ¡Estudia Ciencias de la Comunicación en la Universidad Dr. José Matías Delgado!

¡Inscríbete al ciclo 2-2020! Seguimos en emergencia nacional por el coronavirus, pero nuestros esfuerzos no se detienen. Estamos atendiendo a nuestros estudiantes con los recursos tecnológicos adecuados para seguir construyendo su futuro profesional. Ahora, te invitamos a que seas parte de la Escuela de Ciencias de la Comunicación (ECC), de la Universidad Dr. José Matías Delgado (UJMD).