El reconocido abogado deja un gran legado para la jurisprudencia en El Salvador. Fue autor de numerosas obras jurídicas y de una saga de novela histórica y política. Fungió como director del Instituto de Investigación Jurídica de la Universidad Dr. José Matías Delgado.

A René Fortín Magaña se le recordará como un gran defensor de la Constitución y del Estado de Derecho. El fundador de la Matías Delgado deja huella en la historia.

Por: Tu Espacio

René Fortín Magaña fue un hombre respetado y admirado por ser estudioso y cultivador de la ciencia jurídica en diversas ramas, tanto del derecho privado como del público y siempre se caracterizó como uno de los más prestigiosos catedráticos universitarios en el país.

Luego de haber recibido su título de Doctor en Jurisprudencia y Ciencias Sociales de manos de su padre en el año 59, comenzó su carrera docente como profesor de Derecho Constitucional, Derecho Civil y Derecho Administrativo en la Universidad de El Salvador

Su carrera fue fructífera y también pasó a ser jefe de los Departamentos de Derecho Privado y de Ciencias Políticas y Sociales de dicha Universidad, en donde su carisma y temple formaron a muchos juristas del país.

Fortín Magaña fue conocido como político y desde su juventud luchó firmemente contra la oligarquía económica y militar. En «páginas de mi archivo» cuenta su fugaz paso como miembros de la Junta de Gobierno en 1960, movimiento insurreccional enmarcado dentro de los límites de la Constitución de 1950, cuyo objetivo era frenar los abusos de poder y darle posibilidad a las disposiciones constitucionales.

Además fundador del Partido Acción Democrática y ocupó numerosos cargos, entre ellos, decano de la Facultad de Derecho. Destacó también como miembro de la Junta de Gobierno entre 1960 y 1961, y como magistrado de la Corte Suprema de Justicia entre 1997 y 2006. También fue candidato a la presidencia de la República y diputado a la Asamblea General.

Independientemente de su labor jurisdiccional, Fortín demostró a sus colegas y estudiantes ser un hombre recto, honesto, valiente, responsable, respetuoso de la ley y la Constitución y libre de injerencias políticas.

Fortín Magaña logró conjugar muchos «papeles» en el teatro de la vida: como hijo, padre, esposo, abuelo; estudiante, abogado, jurista, escritor, orador, político, catedrático, columnista, conferencista y especialmente Juez. Fue autor de numerosas obras jurídicas y de novela política la cual escribió bajo el seudónimo de Víctor Uclés. Su carrera fue reconocida con numerosas distinciones, como el diploma de la Sala de Contencioso Administrativo de la Corte Suprema de Justicia, el de la Federación de Asociaciones de Abogados de El Salvador o el de la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (FUSADES).