En el marco de la conmemoración de los 500 años de muerte de Leonardo Da Vinci, la Escuela de Diseño (EDD), de la Universidad Dr. José Matías Delgado (UJMD), con apoyo de la Società Dante Alighieri de El Salvador, llevó a cabo un conservatorio: “Leonardo Da Vinci: El genio entre la ciencia y el arte”.

Retrato de Leonardo Da Vinci, polímata florentino del Renacimiento italiano. Fotografía tomada de internet con fines académicos.

Por: María José Avilés

El pasado 02 de octubre de 2019, a las 6:30 de la tarde, los estudiantes de la Escuela de Diseño (EDD), de la Universidad Dr. José Matías Delgado (UJMD) se hicieron presentes en el Salón de Actos Públicos del Campus I para conocer sobre la vida y la obra de Leonardo Da Vinci, mediante una conferencia impartida por Stefano Nespoli, académico italiano, profesor de teología y coordinador de proyectos de reconocidas organizaciones internacionales.

La conferencia se basó en la relevancia de Leonardo Da Vinci en el Renacimiento, una época que marcó un cambio de mentalidad, dejando de lado la centralidad en Dios y poniendo al hombre al centro de todo, y el florentino logró representar en sus pinturas y escritos filosóficos y científicos.

A lo largo del evento, el doctor Nespoli realizó un análisis a profundidad de “La Última Cena”, una de las pinturas más reconocidas de Da Vinci, que está ubicada en el refectorio del convento dominico de Santa María delle Grazie, en Milán, y que fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas (UNESCO) en 1980.

Doctor Stefano Nespoli en conferencia con los alumnos de la Escuela de Diseño de la Universidad Dr. José Matías Delgado. Fotografía cortesía de Luciana Corcios, estudiante de Ciencias de la Comunicación.

La pintura realizada en un período de aproximadamente tres años, no solamente es considerada una de las más grandes obras de arte de la historia, sino un reflejo de los estudios sobre la anatomía y las emociones de los personajes plasmados. Anteriormente, se habían realizado otras representaciones del pasaje bíblico, en las que los personajes no tenían expresión alguna ni elementos que comunicaran qué papel jugaba cada uno de ellos en la obra; sin embargo, Da Vinci logró personificar a la perfección a cada uno de los apóstoles e incluir factores distintivos que les caracterizaran.

Con el paso de los años se han realizado diversos estudios e interpretaciones de “La Última Cena” y otras obras, que muestran que a pesar de los escasos estudios realizados por Da Vinci, fue y sigue siendo uno de los personajes más inteligentes e influyentes en el establecimiento de las bases del mundo moderno en todo su significado, y que a través de su legado nos ha permitido disipar las tinieblas de la ignorancia mediante las luces del conocimiento y la razón.

La actividad forma parte de una serie de actividades que, según la directora de la Escuela de Diseño, Lisseth Meléndez, planean realizar en torno a dicha conmemoración, en conjunto con la Società Dante Alighieri de El Salvador, institución fundada por Giousè Carducci en 1889 con la finalidad de difundir la lengua y la cultura italiana en el mundo.