El pasado 24 de febrero fue el natalicio del prócer Matías Delgado. Sus familiares y académicos recordaron al líder religioso y político en una misa en la Iglesia de la Merced.

José Matías Delgado, prócer de la Independencia de El Salvador. Foto cortesía

Por Tu Espacio

La vida del cura rebelde , líder del movimiento independentista salvadoreño, reviste gran importancia en vísperas de su natalicio. El pasado 24 de febrero, José Matías Delgado cumplía 252 años, por lo que sus familiares celebraron una misa de acción de gracias en la iglesia La Merced, ubicada sobre la 6a. calle Oriente de San Salvador.

Matías Delgado, quien nació en esta capital el 24 de febrero de 1767 y falleció el 12 de noviembre de 1832, organizó el Primer Grito de Independencia en San Salvador tras el desgaste de la dependencia política, económica y religiosa del Reino de Guatemala.

“San Salvador peleó, hizo un acto rebelde audaz, la autoridad política nombró al obispo y el obispo Delgado aceptó el nombramiento. El principal líder político religioso acepta que lo nombren obispo las autoridades políticas, se impuso la autoridad. Esa rebelión era un derivado en contra de Guatemala. Fue decisiva para darle forma al Estado salvadoreño y al fracaso de Centroamérica, seguramente este ánimo fue crucial para el fracaso de la República Federal”, reflexionó el historiador Roberto Turcios, en una entrevista realizada por el Ministerio de Cultura

La eucaristía, organizada por Andree Cardona, escritor y columnista que está por publicar un libro biográfico del prócer, fue presidida por Monseñor Luis Morao, obispo emérito de Chalatenango. En la actividad religiosa también se celebró el aniversario de consagración de la Virgen de La Merced y del Cristo Nazareno.

Cardona explicó que a la misa se dieron cita descendientes de la sexta, séptima y octava generación de don Manuel Delgado, uno de los hermanos del prócer, entre ellos José Carlos Delgado y Ricardo Delgado, quienes al finalizar la eucaristía, y de forma simbólica, sonaron las campanas de la Merced.